close

[Total: 1   Promedio: 5/5]

Para promocionar tu web o entradas en tu blog, o bien sea que quieres que uno de tus potenciales clientes descargue contenido, necesitas mostrarle una URL. Esta no es más que una dirección que lo enviará a tu objetivo. Sin embargo, en ocasiones nos encontramos con que es demasiado larga y tediosa para mostrar; y ahí juega un papel importante Google Shortener.

Google Shortener se trata de una herramienta para acortar URL de forma fácil y además llevar un conteo de cada clic hecho en este. De tal manera, será fácil analizar el comportamiento del usuario con respecto a tu web. ¿Estás haciendo un CalltoAction de manera correcta? ¿Las redes sociales donde compartes tus post tienen suficiente reach? Estas son algunas de las situaciones más comunes.

La herramienta ofrece mucho más que solo contar los clics; de hecho puedes sustraer muchísima información con cada interacción. Como empresa, sacarás provecho formando un perfil de lo que puede ser tu Buyer Persona. Con Google Shortener conocerás el país, navegador y redes sociales o plataformas de donde fue clickeado.

Lo único que tienes que hacer para añadir tu URL y procesarlo, es visitar la web https://goo.gl e introducir tu dirección web entera. Luego generarás un enlace acortado, y para sustraer información sobre quienes interactúan con él, deberás añadir la terminación información al final del mismo.

Es un instrumento muy utilizado por community manager, y especialista en SEO para cumplir con sus asignaciones a cabalidad.

Ventajas de usar Google Shortener

Existen múltiples razones por las cuales acortar tus direcciones web tiene sentido. Una de ellas es el nivel de atractivo que tiene con respecto al usuario. No es lo mismo compartir un enlace enorme que uno simplificado y estéticamente sencillo de memorizar. Ejemplifiquemos un poco:

Seguramente tú como usuario, o bien dueño de un blog sabrás lo difícil que es recordar un URL y lo frustrante que puede ser. Sobre todo, si este es importante y  necesitas compartirlo, ¿Por qué no acortarlo? Jugar con la imagen de tu enlace es efectivo para que este llegue a mayor cantidad de personas.

Otra de las ventajas además de permitir que se maneje con mayor facilidad, es que utiliza menor cantidad de caracteres. Tu URL podrá ser compartido en mensajes de texto (SMS), y además personalizarlo. Además, acortar tus enlaces no afecta en nada el tráfico de la web y por ende, no conlleva a penalizaciones SEO.

Por otro lado, como ya hemos mencionado, el famoso reductor de enlaces de los de Google permite analizar muy bien tu tráfico. Por consiguiente, es posible que cuantifiques y verifiques si algo va de maravilla o bien necesitas hacer ciertos cambios en tu landing page o las plataformas donde compartas la URL.

Desventajas de usar Google Shortener

Ahora bien, no todo lo que brilla es  oro, así que pasemos a mencionar algunas de las desventajas que conlleva el uso de Google Shortener. ¡Considéralas ante todo!

  • Puede que los usuarios no tengan confianza en un enlace acortado: Es una realidad, la mayoría de las personas prefieren ver el enlace completo si desconocen la fuente de donde proviene. La mala fama generada por hackers y spammers ha conllevado a que en un considerable número de casos, se piense que tras un enlace acortado se albergará un código malicioso.
  • Añade tiempo de carga a tu web: A través de Google Shortener, a pesar de que el enlace te direccionará exactamente al mismo sitio que la URL “completa”, puede que se añadan unos segundos más en el proceso de carga. Por consiguiente, la experiencia de usuario no será la más óptima de todas.

¿Debo usar Google Shortener en todos los casos?

¿Qué debes escoger? En caso de que tengas una web con alto tráfico, y para generar una conversión los usuarios deben descargar un archivo, nada mejor que un acortador. De igual manera si quieres iniciar una campaña publicitaria por SMS. No perderás nada con intentarlo, y la herramienta es totalmente gratuita sin anuncios.

Tu decisión dependerá mucho de tus necesidades y el contexto de tu web; hoy en día muchas redes sociales ya disponen de su propio reductor de enlaces integrados. No obstante, el caso de blogs o webs 2.0 generales, puedes sacarle provecho acortándolos.

En última instancia, nuestro consejo es que lo uses con fines de únicamente compartir para generar tráfico orgánico. No trates de ocultar tu URL tras Google Shortener para prácticas de Spam (lo cual es bastante común). La gigantesca G, detectará lo que estás haciendo y podría terminar penalizando tu web. ¡Ya lo sabes!

Google Shortener sigue siendo una herramienta súper eficaz para evitar dolores de cabeza al usuario, dar mayor atractivo a tus enlaces y además acortar caracteres. Ya que sabes cómo usarlo, te invitamos a que inicies a incorpóralo en tu web considerando los aspectos que hemos mencionado.

Te puede interesar: ¿Cómo funciona Google AdSense? Ventajas y ejemplos

Tags : Acortador de enlacesGoogle ShortenerReducir enlacesURL

¿Qué te pareció el artículo?